Crímenes del Califato Islámico

Los crímenes del salvaje Estado Islámico ISIS. Sus verdugos son nativos de todo el mundo y la lucha contra él debe ser también mundial.

Las noticias nos aterrorizan e hipnotizan un día sí y otro también pero con más o menos intensidad. Dejé escrito en otro artículo que cuando existe una potencia de dimensiones históricas, en la cual muchas naciones confiaron como justo patrocinador para restaurar la justicia, pero fueron defraudadas, entonces resulta obvio escuchar, de vez en cuando, noticias sobre injustificados crímenes perpetrados por unos descerebrados como el ultraderechista noruego Anders Behring Breivik, o el soldado norteamericano Robert Bales, el de Toulouse por Mohamed Merah,  el asesinato de tres colonos israelíes y la represalia de haber quemado a un joven palestino en mayo pasado de 2014 o como el de más repercusión mundial, el de Charlie Hebdo seguido por quema de mezquitas, agresiones contra sinagogas y lo más reciente el asesinato de tres palestinos en Chapell Hill el pasado 17 de febrero. Cada actor ha encontrado el terreno abonado y las condiciones muy favorables para acometer su crimen. Pues ante la desesperación el camino hacia cualquier crimen es corto.

Volvamos a Oriente Próximo donde nos fascinan los verdugos de ISIS cada vez con sus execrables actos vandálicos o del salvajismo poco recordado en la historia.

Es francamente un genocidio y un fascismo esta limpieza étnica contra las minorías entre ellas la cristiana, aunque muchos cristianos son originarios y de descendencia milenaria en la región, que es solamente una noticia cuando interesa a pesar de cometerse a diario desde hace más de 2-10 años según donde se le mire.

Es una conspiración pero bajo la luz del día aunque esta se trama clandestinamente. Todo lo que se trama contra la región se hace con la implicación de todos los elementos políticos  dirigente regionales principalmente como lo es la implicación de los think tank ajenos a la región:

América permitió la destrucción del estado libio y el derrocamiento de Qadafi, y ahora impidió en el mismo Consejo de Seguridad de la ONU que les dio a Francia, Reino Unido, EE UU con el beneplácito del que fuera presidente de la Liga Árabe, Amr Mousa  que se tomara la decisión de intervenir en Libia o permitir armar al ejército libio, ya que la situación actual en Libia parece ser muy conveniente para ciertas partes;

América está liderando la alianza internacional para luchar contra ISIS conocido más tarde como el EI. Pero qué lucha es esta cuando solo pretende debilitarle y no acabar con él. O sea, le está dando una prórroga en su misión para matar minorías y mientras no cruce unas acordadas líneas rojas. Matar ciudadanos occidentales tampoco es un problema, solo que acarrea escandalizar su opinión;

Por otra parte, ¿cómo no se le priva a ISIS del uso de internet, cuando los norteamericanos son capaces de cortársele a los Norcoreanos? ¿Cómo se entiende sus transacciones y la venta del petróleo a través de empresas de un país miembro de la OTAN? ¿Cómo se permite a este miembro, Turquía, entrenar y facilitar a los armados reclutados de más de 40 países la entrada en territorio sirio? ¿Cómo se entiende que América no sea consciente del papel de Turquía en el apoyo a ISIS cuando indirectamente impiden el apoyo de los kurdos turcos a sus primos cercados en Siria?;

Y respecto a Irán, un jugador principal en la guerra de Siria, y cómplice del desastre iraquí a través de gobierno de Maliki, América negocia sobre su proyecto nuclear y lo deja progresar a pesar de las sanciones europeas y amenazas israelíes. ¿No será esto para aceptar a Irán como potencia nuclear que siempre amenazará a los aliados del Golfo para que estos soliciten la protección americana?

Puede que muchos no vean estos acontecimientos como una conspiración, pero los planes deliberados y bien planificados a nivel internacional llevados a cabo por manos de los islamistas son una estrategia internacional y no terrorismo islámico. Estos armados están hipnotizados y lavados de cerebro con una misión clara: ocasionar la mayor destrucción posible para eliminar todo arraigo histórico de su población. Aunque no creamos en la teoría de conspiración, estos acontecimientos sí que se discuten en los centros de estudios estratégicos de investigación en Washington.

Es, al fin y al cabo, el plan de destruir los ejércitos árabes que amenazan a Israel. Un plan que ha sido aplicado con éxito absoluto en Irak, y casi se consigue en Siria, ahora llegó el turno al ejército egipcio de cuyos dos costados, Sinaí y Libia, suceden las incursiones de yihadistas especiales con armamento de peculiar procedencia que a pesar de su insignificante número sigue siendo una amenaza que estorba la atención del ejército que ocupa el rango 13º a nivel mundial, mientras el israelí ocupa el puesto 12do y por supuesto esta situación es inaceptable por los israelíes, y por lo tanto por América.

¡Conspiración o complicidad, da lo mismo!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s